jueves, 19 de agosto de 2010

Desde aquel día




Desde aquel día soy como un brote de ti.
Si alguien ve dos trocitos de corazón
deambulando por el universo,
que no los dejen marchar sin rumbo,
que tienen dueño, latidos y sentimientos.
Que lancen una cometa al cielo,
con tu nombre y el mío.
Con una flecha en diagonal
y las puntas bordadas en color de viento.
Que callen todas las voces del mundo
para que solo se escuchen tus suspiros
y lleguen pronto hasta mi .
Mi respuesta será...te quiero,
ven rápido, mi cielo,
que sin ti nada tiene sentido.


María Arteaga


***

12 comentarios:

Sergio G.Ros dijo...

Joer, María, ¡vaya poema te has marcado! ¡Es sencillamente impresionante! ¡Chapó!

Tessa dijo...

Hola:
Los latidos del corazón
envuelven los sentimientos
que brotan entre suspiros
al recordar tu nombre
Maria.

Un fuerte abrazo.
Tessa

María Arteaga dijo...

Jajaja.

Gracias amigo.
Estaba un poco dudosa si era lo que yo quería decir hoy. Me alegra te guste.
Ese ¡Chapó! suena a fiesta.

Muchos besos, Sergio.


Hola Tessa.

Los latidos acelerados son parte de mi, pero los controlo.
Tu comentario es un poema.Gracias.

Besicos

María

Adolfo Payés dijo...

Que belleza de amor son tus versos.. Maravillosos..

Visitarte siempre es un agrado, que acaricia el alma..


Un abrazo
Con mis
Saludos fraternos....

maile dijo...

Pocas cosas tienen sentido si te falta lo mas importante, verdad señora Maria?

Muy hermoso. Un placer leerla.

Besos.

El Sol dijo...

Esta mañana de viernes
mi corazón late acelerado
por culpa de un poema
que me tiene emocionado.

Seguramente no tiene mucho valor titerario, pero es lo que siento.
Es preciosa tu poesía, como dice tu amigo Sergio ¡Chapó!.
Feliz fin de semana. Cuidate mucho.

Un beso, niña

PRINTOVA dijo...

Tienes un regalo en mi blog para ti.
Un besote grande.

Raquel Cruz dijo...

Me encantó María, que manera más natural de hablar de amor.
Por cierto, me alegro de que te guste mi nombre, no se en el caso de tu hija pero en el mío me va de perlas porque Raquel significa oveja pequeña y yo apenas sobrepaso el 1,55 jajajaj. Un beso María.

María Arteaga dijo...

Amaneció un precioso día de Sol en Murcia. Feliz día para todos.

Adolfo...tu visita es un regalo para mi. Siempre tienes unas palabras de alimento para mi alma
Un fuerte abrazo.

Maile...el amor lo puede todo. El placer es mio por su visita.
Besos agradecidos.

El Sol...bonito poema que alegra este día de sábado.
Gracias y que tu fin de semana sea hermoso. Besicos

PRINTOVA...muchas gracias por tu regalo. Pero no sé como traerlo a casa.
Es precioso. Besicos

Hola Raquel.
Me alegra te guste como escribo. Muchas gracias por tu opinión. Estamos en las mismas, entre mi hija y yo medimos 3 metros y a partes iguales :-)
Muchos besos, obeja menuda

Anónimo dijo...

Maravilloso poema para un domingo de recuerdos. Gracias.

Un beso, María

J.A dijo...

Y por favor, poetisa encantadora: no dejes de escribir y hacernos la vida un poco más bonita.

J.A

Mistral dijo...

Muy hermoso María, muy hermoso!!

Saludos cordiales y... gracias