lunes, 19 de septiembre de 2011

Sonido en el silencio

Barco de mariposas (Salvador Dalí)














Viento quisiera ser y surcar su cielo
donde navega por sus sueños
en las frías noches de invierno.
Viento que meces las hojas
y entras en calma por mi ventana,
llega hasta él y cuida su descanso
hasta que de nuevo esté en mis brazos.
Dile en el silencio de la madrugada
que mire donde sabe que le espero,
en el bosque donde viven las hadas
ahí estoy cuando duermo y sueño.


María arteaga

***

15 comentarios:

andré de ártabro dijo...

Yo también me fabricaré un bosque con árboles, hadas y sueños y mezclaré mis versos con tus versos.
¡Precioso!
Un beso

El Sol dijo...

Precioso bosque, dime donde se encuentra y viviré entre sus árboles a ver si alguna noche tropiezo con la más bonita de las hadas.
Precioso poema. Besos, niña.

El Mar...Siempre el mar dijo...

Enamorada. Que nadie me diga que no estás enamorada porque cada una de tus letras, tus frases, tus versos y tuuuu me dicen a mi que el amor no solo ronda sino que está en ti.
Felicidades Maria.

Mi mejor sonrisa para ti

RAFAEL H. LIZARAZO dijo...

Hola, María:

Un bello mensaje de amor echado a volar en las alas del viento, muy romántico.

En abrazo.

RELTIH dijo...

SU DELICADEZA BRILLA!!!

Anónimo dijo...

Hada que paseas por el palacio, graciosa y con la mirada de estrellas...besos, María

Uno más dijo...

Eres tan buena escritora cómo poetisa, y tan bonita por dentro cómo por fuera. Precioso poema.
Un beso.

Amelia dijo...

María bonito poema cargado de sentimientos lleno de amor. Besos

Anónimo dijo...

Mariposa quisiera ser en la mañana
y viento en la madrugada.

Muy bonita poesía, María. Felicidades por esos sentimientos que también sabes "retratar".
Besos.

penelope dijo...

muy bonito mami, besos de tu hija Penélope.

Amapola dijo...

En el bosque donde duermen las hadas, solo unos pocos pueden entrar. Me gusta saber donde encontrarte.
Precioso amiga.

María dijo...

UFFFFFFFFFFFFFFFF.

Penélope, preciosa, que raro es leer un comentario tuyo. Me gusta. Un beso de tu mami.

André, tus versos harían junto a los míos un poema precioso.
El Sol, el bosque siempre está donde yo sueño.
Paco. Es bonito que pienses que el amor está dentro de mi. Muy bonito.
Rafael, las alas libres son siempre de colores.
Reltih, gracias
Anónimo, huyyyyyyyyyyyyyyy. Gracias
Uno más. Tus halagos me hacen sentir bien, pero no sé si los merezco. Eres siempre muy generoso conmigo.
Amelia, me alegro que estés de vuelta y me visites.
Anónimo, dos versos preciosos.
Amapola, rosa y silvestre como tu belleza serena.

Muchos besos para todos.

María

Anónimo dijo...

Aunque no me veas yo sé quien eres y me encantan tus poemas. Son tan claros como una mañana de verano, y tan bonitos cómo la vida.
Gracias por compartir y por existir, María. Un beso

J.A dijo...

Ya te han dicho todo lo bonito, me he quedado sin palabras. Precioso.
Besos, María.

María dijo...

Anónimo...
J.A...

Gracias y un par de besicos murcianos