miércoles, 22 de mayo de 2013

Todo el tiempo es nada





¿Quien inventó el tiempo y las prisas?
Sería hermoso vivir sin más,
sin mirar el reloj y dejarse llevar
hasta donde el deseo quisiera.
Sentarnos sobre la tierra, tocarla,
hacer castillos en el aire
y mirar al infinito hasta que doliera
el silencio, la compañía, las caricias.
¿Quien dijo que había que seguir sin ganas?
A veces, el día tiene muchas horas,
y en ocasiones, todo el tiempo es nada.
Creo que algo está desajustado,
¿...O soy yo?


María Arteaga


***

9 comentarios:

andré de ártabro dijo...

Maravilloso deseo ¡Dejarse llevar hasta donde el deseo resista y si es necesario entonces morir de amor en tus brazos!
Besos.

El Sol dijo...

A veces, en muchas ocasiones, escribes cosas tan bellas
que dan ganas de correr a tu encuentro.
Y cuesta no hacerlo, cuesta.

Buenas noches y un beso, niña.

Anónimo dijo...

Que pedazo de poesia.
Mi niña.
UN fuerte abrazo.

uno de lejos dijo...

Verso a verso, un poema precioso.
Besos

Talismán dijo...

"Sería hermoso vivir sin más,
sin mirar el reloj y dejarse llevar
hasta donde el deseo quisiera.
Sentarnos sobre la tierra, tocarla,
hacer castillos en el aire
y mirar al infinito hasta que doliera
el silencio, la compañía, las caricias".


María: si fuese más bonito, dolería.

Feliz fin de semana y un beso sincero y grande.

OZNA-OZNA dijo...

Como siempre querida y admirada poetisa nos acaricias el alma con la suprema belleza que nos obsequias en versos.
Miles de besinos de esta amiga asturiana que te desea con inmenso cariño feliz tarde de domingo.

Anónimo dijo...

A veces, me da la sensación que no te das cuenta de lo grande que eres...
como escritora, como poeta.
Besos, princesa.

uno más lejano dijo...

¡¡¡Lindo, muy lindo!!! Murcia es muy afortunada. Saludos

Amapola dijo...

Precioso poema amiga.