sábado, 14 de febrero de 2009

Bailemos sin música



Tomemos el sol
sobre las blancas olas.
Bailemos sin música,
solo con el canto
de bellas sirenas.

Bebamos agua fresca.
Agua de coco de palmera.
Riamos de nuestra risa.
Nada nos falta, todo nos sobra.

Contemos, fluido y con pausa:
una, tres, cinco y mil cosas.
Disfrutemos de este ratico
que es un regalo, que no se vende
y mucho menos, se compra.


María Arteaga


***

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Que bonito pensar que nos sobra todo y no nos falta nada, con su amor es suficiente...hermoso.

Anónimo dijo...

Es maravilloso estar seguro de que con la persona que amamos, tenemos suficiente.

Muy bonito, Isis.

Isis dijo...

Muchas gracias quien quiera que seais, de corazón.

Besicos.