martes, 14 de abril de 2009

A Murcia



(El aroma del arca)

Que no muera yo sin que lo cuente.
Que el cielo que en tu río se refleja
alumbre tu ciudad caduca y vieja
con nimbo de laurel sobre su frente.
La larva de tu espíritu durmiente
rompa la garra de tu costra aneja
y se haga mariposa o se haga abeja
dando vida y dulzores al ambiente.
Que en las urnas calientes de tus labios
guardes los corazones de tus sabios
más que por majestad, por sus ideas.
Y sólo el brillo de tu cielo borre
subiendo a las alturas de tu torre
el humo de infinitas chimeneas.

Pedro Jara Carrillo ( Poeta )

***

2 comentarios:

Anónimo dijo...

Como murciana, me gusta que recuerdes a los nuestros.

Jara Carrilo es muy nuestro.

Gracias Isis.

Isis dijo...

La escultura de Pedro Jara Carrillo, forma parte del jardín de Floridablanca. En ese jardín he pasado momentos maravillosos y el poeta, tiene poemas preciosos.

Un beso murciano.