sábado, 25 de febrero de 2012

Reyes sin trono














Silencio... callan para escucharse,
les emociona el vacío que provoca
la necesidad de oír la voz del otro
y hacer feliz antes que ser.

Mientras él descansa, ella le mira,
a media tarde le despierta con besos,
dichoso abre despacito los ojos.

Pasean por un sendero de cielo,
paz y sosiego, reyes sin trono
en un reino hecho de ilusiones.

Hielo entre matorrales ocres.
Ricos de  paz y felicidad
sólo por estar juntos, sin más.

Cervatillos perdidos al frío del ocaso,
y de nuevo, el calor de sus manos,
miradas de soslayo y sonrisas  cómplices
calientan sus deseos en la noche.

Brindis a la vida, al amor. ¡Por ellos!


María Arteaga

***

9 comentarios:

noelia dijo...

muy lindo!

El Sol dijo...

Precioso, como todo lo que escribes hilvanando letras y sentimientos.
Que disfrutes de un bonito fin de semana.
Besos, niña.

uno de lejos dijo...

Mi querida poetisa.
Cada verso es una delicia que a todos nos gustaría despertar, vivir o dormir.
Eres un hada de las palabras del bosque de las ilusiones. Un beso

Anónimo dijo...

Sin palabras nuevas que decir, maravilloso. Besos

OZNA-OZNA dijo...

que bellos versos nos regalas querida y admirada poetisa, infinitas gracias por concedernos el privilegio de sentir nuestra alma acariciada por ellos. Miles de besinos y feliz domingo con todo mi cariño.

Anónimo dijo...

Brindo por ti, bonita.
Unos versos muy lindos y sensuales.
Besitos

Anónimo dijo...

Lindo, tus versos siempre lindos.

Anónimo dijo...

Hola María.
"Mientras él descansa, ella le mira,
a media tarde le despierta con besos,
dichoso abre despacito los ojos".

Muy bonito.¿Tú imaginas que existe alguien capaz de ser feliz mirando a su amado mientras él duerme?
Si es así, dichosos los dos.

Preciosos versos entremezclados de emociones. Besos

María dijo...

Los escritores imaginamos tantas cosas como raras y hermosas. Los poetas, más.

Muchas gracias y besicos para todos