sábado, 27 de diciembre de 2008

Feliz Navidad



Esta tarde he salido un poco antes del trabajo.Camino despacito observando todo, luces de neón embellecen la noche de nuestras calles.Los escaparates de los comercios invitan a las compras y hay mucha gente por todos lados, demasiada.Yo pienso si todo lo que me rodea significa Navidad. Me sentí un poco defraudada por la prisa adivinada. Recuerdos del pasado me saludan, pero nadie lo hace. Cada uno a lo suyo, seres humanos con montones de bolsas que golpean a mi paso, nadie pide disculpas ni sonríe. Intento seguir adelante y es casi imposible, me veo formando parte de esa pelota humana que intento esquivar. Entro a unos grandes almacenes y la belleza de los vendedores que ofrecen perfumes llama mi atención, parecen salidos de una pasarela de modelos. Salgo por la puerta que me llevará hasta casa, dejando para otro momento las compras que yo misma pensaba hacer. Me siento incapaz de seguir dentro del establecimiento, me ahogo con tanto bullicio. Recuerdo la tranquilidad de los montes y playas que mis ojos recorrieron el fin de semana pasado. Creo que las luces no calientan mi alma, quizá es que soy un ser de otro mundo. Feliz Navidad.

María

***

5 comentarios:

Isis dijo...

Llego a casa y me pongo comoda, intento relajarme.Tomo en mis manos el libro de la próxima tertulia "El librero de Kabul". No deseo que las prisas me lleven a leer sin disfrute.Deseo saborear cada renglón, cada palabra de su contenido.Un beso.

Isis dijo...

Alguien me cuenta que se ha quedado sin comer los cordiales deseados.Le hicieron una oferta de ellos en forma de regalo, y él, muy educadamente los rechazó.Ahora se queda con las ganas, pues solo comió uno. Por delicadeza de perder el sabor del cordial casero, hecho por manos amigas el día anterior: dijo...no...no y ahora su cocinera está en huelga.Lo siento.Puedo hacer más.Un beso.

amapola dijo...

Desde luego si buscas tranquilidad no la busques en la ciudad y mucho menos en navidad.La navidad es... Eso luces que adornan pueblos y hogares, compras de regalos para recordales a seres queridos que pensamos en ellos, colas en belenes que ya hemos visto antes, engordar comiendo cordiales que nuestras madres no enseñaron y visitas familiares.Todo esto y poco más es navidad, pero en cada cosa que hacemos ponemos más amor que el resto del año, o lo intentamos, ¿no crees amiga?no mires nada más,tomemos café una tarde, donde siempre, tranquilas. las amigas también necesitan tomar café navidad, ¿no crees? besos y !feliz 2009!

Amapola dijo...

La foto preciosa,¿seran las mismas luces en Semana Santa?, tu que estas cerca le haces un seguimiento y me cuentas besos. posdata: Mera curosidad.

Isis dijo...

Creo que las luces de Semana Santa tienen otro formato.Las fiestas de primavera no son las de ahora, en cuanto a ese café, cuando quieras ya sabes donde trabajo y la hora de salida.Y claro que necesitamos ese ratico de tranquilidad, amiga.
Un besico.