domingo, 28 de febrero de 2010

Aquel día




Ayer me paré junto a la fuente cantarina

no parecía igual

que aquel día que paseaba a tu lado.

María N. Arteaga

***

9 comentarios:

El Drac dijo...

por el lugar a tu lado que manaba felicdad hoy está vacío, o lleno demundo que es peor

El Sol dijo...

Hola María.

Bonitos versos que acompañan mi despertar, esta mañana de domingo.

Gracias.

Un beso, niña

RMC dijo...

Conciso y reflexivo texto
un placer leerte.
que tengas una feliz semana

Anónimo dijo...

Bonitos y directos tus versos.
Me siento como en el cielo, cada vez que paso por este rincón.

Un beso, Maria.

una pez payaso dijo...

Maria, que cosas mas bonitas dices, con que sencillez, con que dulzura nos haces sentir, nos llevas a un mundo de sentimientos.

un abrazo de corales

glup!

Elchiado dijo...

Bonito rincón, sí; para perderse un rato en él saboreando las palabras despacito. Un saludo!

Sergio G.Ros dijo...

Es muy bonito lo que vislumbra este poema, y muy cierto: los lugares que visitamos o las cosas que hacemos no san tan importantes sin las personas que nos acompañan.
Un beso.

Anónimo dijo...

Bonita manera de sentir, de hacer poesía.
Conociéndote no me extraño, es tu forma de ser escrita.
Dulce, bonita, sencilla...Tú.

Un beso.

María N. Arteaga dijo...

Hola a todos.

Muchas gracias por vuestros comentarios que alegran esta noche de lluvia e insomnio.
Me siento feliz al leer cada uno de ellos.

Besos de María emocionada.

Sergio, el sábado si Dios quiere nos vemos. :-)